miércoles, 16 de octubre de 2013

Destellos

Esa estrella que pende del cielo guiña el ojo, y me dice que eres tú, amigo. Habitas donde la serena quietud.

Hieres

Creo que nací desolada de todo, como si un todo fuese algo. Quizás no había llegado la hora en que pude ver la luz insensata, que a vec...