domingo, 26 de enero de 2014

Un domingo, un pensamiento

Un buen orfebre es aquella persona que labra cada amanecer y lo llena de esas pequeñas grandes cosas que  nos acompañan durante toda la  existencia, aunque a veces no podamos verlas.

Que se van yendo cosas y casas y calles.

Ya no se llevan calles estrechas, sin embargo, aún se pueden ver en cualquier ciudad del mundo. Las calles estrechas tienen magia,...