Seguidores

viernes, 11 de marzo de 2016



Llámame si es posible cada vez que quieras, llámame en la distancia, llámame cuando creas que el mundo se te hace demasiado voluminoso y creas que miles de cuchillos se clavan en tus hombros. He decidido desde hace tanto que me quedo, que me quedo por ti. (una multitud). En mi sillón de paja con los ojos meditando a veces, y otras, con mi locura que me desea, y cada vez más... (yo también)

Eres música cuando te miro, cuando tú no percibes que te miro. Eres la sangre que corre en mis venas, cuando tú no sabes que lo pienso...