viernes, 26 de agosto de 2011

En el río


Lancé una malla verde al río, queriendo atrapar el amor, Y comprendí que fue un deseo estéril.


Que se van yendo cosas y casas y calles.

Ya no se llevan calles estrechas, sin embargo, aún se pueden ver en cualquier ciudad del mundo. Las calles estrechas tienen magia,...