Seguidores

lunes, 28 de abril de 2014

Un antes y un después

Debe haber un antes y un después en la vida de una persona; pero ese puente que se ha tejido en el transcurso del antes y del después puede desmoronarse; sin la solidez que habría presumido entre tiempos; y por supuesto, la distancia que antes permanecía acotada, ahora es sólo una red que cimbrea y se bambolea al ritmo del viento, sin que nada ni nadie pueda hacer algo por ello, o quizás simplemente se desee que sea tan larga la distancia, que ninguna de sus reverberaciones ocupen el pensamiento...,

De los placeres

Sentirse abrazada con un cruce de miradas, resplandece el sol. Supura el deseo… Jazmines en los tobillos, el velo se despr...